Transtorno Bipolar


TRASTORNO BIPOLAR

 Cada uno tiene altibajos de ánimo: la felicidad, la tristeza, y la ira son
emociones normales y una parte esencial de la vida diaria. En contraste, el
TRASTORNO BIPOLAR es una condición médica en la cual la gente tiene unos
altibajos fuera de proporción, o totalmente sin relación con los eventos de la
vida. Estos altibajos afectan los pensamientos, sentimientos, salud física,
comportamiento, y el funcionamiento. El trastorno bipolar no es su culpa, ni es
el resultado de una personalidad “débil” ó inestable. Es un disturbio que tiene
tratamiento médico para el cual hay medicamentos específicos que ayudan a la
mayoría de la gente.

¿Cuando empieza el Trastorno Bipolar, Depresión Bipolar o Trastorno Maniaco- Depresivo (antiguamente)?
El trastorno bipolar comienza generalmente en la adolescencia o la temprana edad
de la madurez, aunque puede comenzar a veces durante la niñez temprana o tan
tarde como los 40 o 50 años. Cuando alguien con más de 50 años tiene un episodio
maníaco (hipertimía) por primera vez, es muy probable que la causa sea un problema que imita el disturbio bipolar (i.e. , enfermedad neurológica o los efectos de drogas, alcohol, o algunos medicamentos prescritos).
¿Por qué es importante diagnosticar y tratar el trastorno bipolar tan pronto
como sea posible?
Como promedio, la gente ve de 3 a 4 médicos y pasan
más de 8 años antes de que reciban un diagnóstico correcto. Previos
diagnósticos, tratamiento adecuado, y encontrar los medicamentos debidos pueden
ayudar a la gente evitar lo siguiente:

  • · El suicidio. El riesgo es más altos en los años iniciales de la enfermedad.
  • · El abuso de alcohol/sustancias. Más de 50% de aquellos con el disturbio
    bipolar abusan el alcohol o las drogas durante la enfermedad.
  • · Problemas matrimoniales y del trabajo.
  • · El tratamiento inmediato mejora las perspectivas para un matrimonio estable y un trabajo productivo.

Las dificultades del tratamiento. Hay evidencia que mientras más episodios
de altibajos que una persona tiene, más difícil es de tratar los episodios
que siguen posteriormente y los episodios pueden ocurrir más frecuentemente.
(Esto es a veces referido a como un “encender” otra llama, una vez que el fuego
ha comenzado y se ha esparcido, entonces es más difícil para apagarlo.)
El tratamiento incorrecto, impropio, o parcial. Una persona diagnosticada
por error con depresión solamente en lugar del Depresión Bipolar puede
recibir antidepresivos incorrectamente sin medicamento anti-maníaco. Estos
pueden ocasionar episodios maníacos y hacer que el curso general de la
enfermedad empeore.

¿Qué causa el Trastorno Bipolar?

No hay una causa singular ni garantizada del Trastorno o Depresión bipolar, pero la
investigación sugiere fuertemente que es frecuentemente un problema heredado
relacionado con una falta de estabilidad en la transmisión de impulsos de
nervios en el cerebro. Este problema bioquímico hace a la gente con este trastorno
sea más vulnerables a la tensión (stress) emocional y física. Si hay un contratiempo
de la vida, el uso de sustancia, la falta de sueño, u otra estimulación
excesiva, los mecanismos del cerebro normales no trabajan siempre adecuadamente
para restaurar el funcionamiento.
Esta teoría de un interactuar de vulnerabilidad innato con un estímulo ambiental
es similar a teorías propuestas para muchas otras condiciones médicas. En la
enfermedad del corazón, por ejemplo, una persona podría heredar una tendencia
para tener el colesterol alto o la presión arterial alta, que hace que dañe
gradualmente el suministro de oxígeno al corazón. Durante la tensión, tal como
el esfuerzo físico o la tensión emocional, la persona podría desarrollar
repentinamente dolor del pecho o tener un ataque al corazón si el suministro de
oxígeno se baja demasiado. Al igual que con la enfermedad del corazón y otras
condiciones médicas, el tratamiento para el disturbio bipolar se centra en el
tomar los medicamentos debidos y haciendo cambios del estilo de vida para
reducir el riesgo de episodios de altibajos.

 

¿Cuáles son los síntomas del TRASTORNO BIPOLAR?

Durante el proceso del trastorno bipolar, cuatro diferentes tipos de episodios
de ánimo pueden ocurrir:
1. La manía (episodio maníaco). La manía frecuentemente comienza con un sentido
agradable de energía mejorada, creatividad, y la facilidad social-sentimientos
que pueden rápidamente escalar fuera de control en un episodio maníaco. La gente
con manía típicamente carece de comprensión, niegan que las cosas andan mal, y
culpan con cólera a cualquier persona que señala al problema. En un episodio
maníaco, los siguientes síntomas se presentan por lo menos por una semana, hasta
el punto que la persona tiene problemas funcionando de un modo normal:
Sintiéndose extraordinariamente “alto”, eufórico, ó irritable (ó apareciendo
de esta manera a aquellos que lo conocen bien) Por lo menos cuatro (y
frecuentemente casi todos) de las siguientes condiciones:
– Necesitar dormir un poco pero todavía teniendo altos niveles de energía
hablando tan rápidamente que otros no pueden seguir lo que usted quiere
decir.
– Tener pensamientos acelerados y sin control.
– Que se distrae tan fácilmente que cambia la atención entre muchos temas en
sólo algunos minutos.
– Teniendo un sentimiento inflado de poder, grandeza, o de importancia.
– Haciendo cosas temerarias sin preocupación acerca de las posibles malas
consecuencias tal como gastar demasiado dinero, actividad sexual impropia,
hacer inversiones tontas en el negocio

– En casos muy severos, pueden haber síntomas psicóticos tal como alucinaciones
(oyendo o viendo cosas que no están allí) ó ilusiones (creyendo firmemente en
cosas que no son verdaderas).
2. La Hipomanía (episodio hipomaniaco ). La Hipomanía es una forma más moderada
de manía con síntomas similares pero menos severos y el deterioro es menos
también. En episodios hipomaníacos, la persona puede tener un ánimo elevado, se
siente mejor que lo usual, y es más productiva. Estos episodios frecuentemente
hacen a uno sentirse bien y la búsqueda de la hipomanía puede hasta hacer que
la gente deje de tomar su medicamento. Sin embargo, con demasiada frecuencia hay
un precio severo que pagar por la hipomanía ­ya sea escalar hasta la manía ó un
descenso a la depresión.
3. La depresión (episodio depresivo mayor). En un incontrolable episodio
depresivo “mayor”, los siguientes síntomas se manifiestan al menos por 2 semanas
y hacen las cosas difíciles para que usted funcione bien:
– Sentimiento triste, decaído, melancólico o pierde interés en las cosas que
usted disfruta normalmente
Por lo menos cuatro de los siguientes:
– Problemas al dormir o dormir demasiado
– Pérdida de apetito o comer demasiado
– Problemas al tratar de concentrarse o en hacer decisiones
sintiéndose que todo va lento o sintiéndose demasiado agitado que no puede
estar tranquilo
– Sintiéndose inútil o culpable o teniendo muy bajo estimo
– Pérdida de energía o sintiéndose cansado todo el tiempo
– Pensamientos de suicidio o de muerte.
Las depresiones severas pueden también incluir alucinaciones ó ilusiones.
4. El Episodio mixto. Quizás los episodios más debilitantes son aquellos que
involucran al mismo tiempo síntomas tanto como de manía como de depresión o
frecuentemente se alternan durante el día. Usted está excitado ó agitado como en
la manía pero también se siente irritable y deprimido, en lugar de sentirse como
si podría conquistar el mundo.
¿Cuáles son los diferentes patrones del Trastorno Bipolar?
La gente varía en los tipos de episodios que generalmente tienen y cuan
frecuente se sienten enfermo. Algunos tienen iguales números de episodios
maníacos y depresivos; otros tienen principalmente un tipo o el otro. Por
promedio, las personas con disturbio bipolar tienen cuatro episodios durante los
primero 10 años de la enfermedad. Es más probable que los hombres comiencen con
un episodio maníaco, las mujeres con un episodio depresivo. Mientras que un
número de años puedan transcurrir entre los primeros dos o tres episodios de
manía o depresión, la mayoría de la gente sin tratamiento eventualmente tienen
episodios más frecuentes. A veces estos son determinados por las estaciones del
año (por ejemplo, un episodio hipomaniaco en el verano y otro de depresión en el
invierno). Un pequeño número de gente pasan por un ciclo en forma frecuente o
hasta continuamente durante el año.
Los episodios pueden durar días, meses, ó a veces hasta años. Como promedio, sin tratamiento, episodios maniacos o hipomaniacos duran algunos meses, mientras
depresiones frecuentemente duran mucho más de 6 meses. Algunas personas
recuperan completamente y pueden pasar muchos años entre episodios sin ningún
síntoma, mientras que otros continúan teniendo débiles pero preocupantes
episodios de depresión o de altibajos.
Términos especiales que se usan para describir patrones comunes
En el Trastorno Bipolar I , una persona tiene episodios maníacos o mezclados y
casi siempre tiene depresiones también. Si usted se ha enfermado recientemente
por primera vez y le ocurrió con un episodio maníaco, aún se le considerada que
tiene un Trastorno Bipolar I. Es probable que usted continuará teniendo
episodios de depresión en el futuro, así como manía­ menos que usted obtenga
tratamiento efectivo.
En el Trastorno Bipolar II, una persona tiene solamente episodios hipomaníacos y depresivos, no episodios maníacos o completamente mezclados. Este tipo es frecuentemente difícil de reconocer porque hipomanía puede parecer
“sobrenormal,” especialmente si la persona se siente feliz, tiene mucha energía,
y evita tener problemas serios. Si usted tiene el disturbio bipolar II, usted
puede pasar por alto la hipomanía y buscar tratamiento solamente para sus
depresiones. Lamentablemente, si el único medicamento que usted recibe es un
antidepresivo, hay un riesgo que el medicamento le pueda causar una brusca
subida de ánimo ó iniciarle un ciclo de reacciones más frecuentes.
En el Trastorno Bipolar Cíclico Rápido , una persona tiene por lo menos cuatro
episodios por año, en cualquier combinación de maníaco, hipomaniaco, combinado, ó episodios depresivos. Este patrón de episodios se ve en aproximadamente del 5%
al 15% de pacientes con disturbios bipolares. Resulta a veces en la “búsqueda”
de depresiones con antidepresivos, que pueden alentar una reacción de manía,
seguida por una caída a la depresión (i.e. , usted continua subiendo y bajando
como una montaña Rusa).
El Trastorno Esquizoafectivo : Este término se usa para describir una condición
que en algunos modos traspasan con el Trastorno Bipolar. Además de la manía o
depresión, hay síntomas psicóticos persistentes (alucinaciones ó ilusiones)
durante los momentos cuando los síntomas de ánimo están bajo control. En
contraste, en el Trastorno Bipolar, cualquier síntoma psicótico que ocurre
durante episodios severos de manía o depresión terminan cuando el ánimo regresa
a lo normal.

Anuncios

Deja un comentario

Aún no hay comentarios.

Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s